Nuestros favoritos de la Semana de la Alta Costura de París, Primavera 2024.

by Maje Pérez-Ramos

Un año más, la Semana de la Alta Costura de Paris ha llegado a su fin; cuatro días de shows en los que las maisons más legendarias demuestran al mundo entero que la haute couture sigue siendo un negocio muy vivo que conjuga de forma única arte, moda, exclusividad y espectáculo. 

Tal vez no sean los más avant-garde ni los más transgresores (perdón, Mr.Galliano), pero, de todo lo que se ha presentado, estos han sido nuestros desfiles favoritos, y si tienes treinta y cinco años o más, probablemente serán los tuyos también:

Valentino: 

Pier Paolo Piccioli presentó una colección principalmente de día basada en siluetas sencillas pero impactantes y un magistral uso del color. Piensa en minimalismo de lujo pero con raíces italianas.

Chanel: 

si se habla de Alta Costura, sencillamente, no se puede dejar fuera de la lista a Chanel. No obstante, la colección de este año, inspirada por la estética del ballet clásico, nos ha parecido algo extraña e inconexa. Consideradas por separado las prendas son etéreas, femeninas y fieles al ADN Chanel; sobre las modelos en pasarela, superpuestas (aparentemente) sin ton ni son, producen looks con proporciones y volúmenes escasamente favorecedores, en nuestra opinión.

Zuhair Murad: 

Alta Costura de ensueño; creaciones femeninas, favorecedoras, materiales exquisitos e incontables horas de trabajo artesanal. La inspiración este año viene de la escultura grecorromana, con vestidos drapeados que parecen deslizarse sutilmente por el cuerpo, asegurados con espectaculares motivos en bordados y pedrería.

Elie Saab:

Saab encarna como ningún otro esa mezcla de elegancia, feminidad y opulencia sin límites que caracteriza a los diseñadores libaneses. A diferencia de Zuhair Murad, tiene más presente la modestia en sus colecciones (en el sentido de indumentaria); los tejidos-joya, bordados imposibles y los volúmenes dramáticos se combinan con escotes altos, mangas largas y faldas sin aberturas, consiguiendo un efecto más solemne y majestuoso.

Armani Privé:

otro no menos impresionante despliegue de tejidos y materiales para reinterpretar, una temporada más, el estilo Armani: siluetas angulosas, hombros marcados, sastrería depurada, inspiración origami… combinados este año con vagas referencias a la indumentaria tradicional de distintos países del mundo. Es lo que en la nota de prensa han descrito como “un viaje integral de Oeste a Este”. Los devotos del maestro italiano no quedarán decepcionados.

Related Posts

Escribe tu comentario